JORNADA
Mesa y García se enfrascan en polémica por nuevos palacios para el Gobierno y el Parlamento

Imprimir Enviar
La Paz, (EFE)
miércoles 12, julio 2017

JornadaNet
EFE
Los nuevos palacios del Gobierno y del Parlamento de Bolivia, enormes edificios que se erigen en medio del casco histórico de La Paz, provocaron ayer una dura polémica entre el vicepresidente del país, Álvaro García Linera, y el exmandatario Carlos Mesa (2003-2005).

La polémica comenzó con un artículo publicado por Mesa en el que califica ambos edificios como "verdaderos engendros" por su "desmesurado tamaño" y dice que su construcción no es una respuesta a necesidades funcionales, sino que "son la afirmación de una idea".

Esa idea, según el exgobernante, es que "el Estado Plurinacional", fundado por el presidente Evo Morales en 2009, "será recordado ׳por siempre׳ a través de los dos símbolos físicos de su paso por la historia y del poder que los representa. Lo será además por comparación con la ׳República derrotada׳".

Mesa, que también es historiador, cuestionó que el diseño de los nuevos edificios no haya considerado su adecuación a "la armonía arquitectónica con el entorno y el respeto a la proporción de las edificaciones existentes en su contexto urbanístico".

"No ha sido casual ni el tamaño, ni la forma, ni el lugar. Sólo así se puede entender la irracionalidad de una mole de 29 plantas para albergar al presidente y al Ministerio de la Presidencia y otra de 20 plantas para los asambleístas", consideró.

En declaraciones a los medios, García Linera replicó ayer que Mesa "se aferra" a la "estética republicana, racista, clasista y excluyente" que, a su juicio, "está siendo sustituida por un nuevo espacio público y una estética plurinacional más participativa".

El vicepresidente sostuvo que "una revolución que transforma las condiciones de vida de un país deja un conjunto de símbolos duraderos que reflejan los nuevos espacios de democratización".

Según García Linera, la estética que defiende Mesa expulsó y destruyó a la estética indígena y se erigió sobre espacios destinados antes a las construcciones indígenas.

"Y hoy hay un Estado plurinacional donde el indígena es sujeto importantísimo y construye un nuevo espacio público y una nueva estética que desplaza y supera a los simbolismos de la era republicana", agregó.

En su blog, Mesa replicó que sería adecuado que el vicepresidente "se ilustre a propósito de la arquitectura nacional, que ha buscado recobrar elementos de nuestro pasado indígena".

Agregó que el "gran problema de algunos políticos es la idea equivocada de que son los descubridores y creadores de un nuevo momento en la historia" y destacó que, en arquitectura, existe varios ejemplos de diseños "neotiwanakota" destacados.

El nuevo Palacio de Gobierno o "Casa Grande del Pueblo" se construye del 2014 con una inversión de 36 millones de dólares, detrás del actual Palacio de Gobierno o Palacio Quemado.

El edificio, que tendrá 29 niveles y un helipuerto, se levanta sobre una superficie de casi 31.800 metros cuadrados y también tendrá motivos andinos tiwanakotas, según el Gobierno.

La nueva sede del Parlamento, emplazada detrás del actual Palacio Legislativo, se construye en una superficie de 40.000 metros cuadrados, contará con 20 niveles y cinco pisos de sótano que serán aparcamientos y, además, será una construcción antisísmica.

Bolivia
© 2001-2017 JornadaNet.com y JORNADA son editados por Aurios S.R.L. en La Paz, Bolivia. Teléfono: 591 2 2407789 Fax: 591 2 2487487