JORNADA
Bolivia advierte a Estados Unidos sobre conspiración en su embajada

Imprimir Enviar
La Paz, (PL)
lunes 13, noviembre 2017

El ministro de la Presidencia, René Martínez, advirtió ayer al nuevo encargado de negocios de Estados Unidos, Bruce Williamson, que debe respetar las normas sobre soberanía de los países y de no injerencia en sus asuntos internos.

Martínez se refirió al reemplazo de Peter Brennan, acusado de conspiración contra el gobierno desde la embajada estadounidense y de fraguar acciones contra el gobierno.

"La embajada norteamericana aquí parecía más una oficina de protocolo para recibir a todos los opositores del gobierno legítimo y constitucional del presidente Evo Morales", denunció y precisó que la conspiración desde allí pretendía dañar al gobierno con dos acciones.

Esas acciones, precisó, pretenden empañar la gestión del gobierno en dos temas: corrupción y narcotráfico, y sus maniobras pretenden opacar la acción sostenida del gobierno y del presidente Morales para combatir ambos flagelos siendo el narcotráfico un delito transnacional.

A Bolivia se critica por la producción de hojas de coca, consumo indígena ancestral, pero el mayor mercado mundial de consumo de cocaína es Estados Unidos, recalcó, quien debiera tener en su país la misma exigencia conminatoria y combatir ese mercado mundial El interés de estas maniobras, puntualizó Martínez, es distorsionar el tema para empañar a gobiernos progresistas, y responde a un nivel de planificación dirigido desde la empajada estadounidense para atentar contra la credibilidad del gobierno del presidente Evo Morales.

Eso no lo vamos a permitir, recalcó, por razones que avalan el éxito logrado en estos 11 años en el combate al narcotráfico como gobierno, con indicadores reconocidos por los estamentos internacionales que dan seguimiento a esos delitos.

Estas entidades han reconocido, precisó, que sin presencia de la DEA estadounidense ni la millonaria ayuda del gobierno de Washington que con el pretexto de la lucha contra el narcotráfico reciben otros países de América Latina, Bolivia ha logrado un salto cualitativo en ese combate.

Un mensaje, enfatizó, por un sentimiento mínimo de dignidad boliviana, es que no permitiremos que pretendan meternos en el concepto de narco-estado, porque no lo somos, ni que distorsionen los hechos para empañar la realidad del actuar de nuestro presidente y gobierno.

Llamó finalmente Martínez a tener siempre una mirada vigilante, no sólo desde el gobierno sino desde las calles, pues hemos avanzado bastante en la recuperación de la democracia, con el pueblo boliviano como su sujeto principal y nuestro gobierno es ejemplo de su digna defensa.

Está claro, subrayó, que los propios planificadores opositores desde la embajada de Estados Unidos de estas campañas están acusados de malos manejos y la utilización ilegal de recursos públicos para intereses privados durante gobiernos anteriores.

Recordó que las riquezas mineras, hidrocarburíferas y otros recursos naturales alentaron a Estados Unidos para ejercer el control del país durante la larga etapa neoliberal en detrimento de la soberanía y el desarrollo de Bolivia.

Y esa trilogía: gobierno de Estados Unidos, prófugos de la justicia y opositores locales, es quien ha promovido en estos 11 años intentos de golpes de Estado y acciones conspirativas para alentar acciones separatistas, afirmó.

Bolivia
© 2001-2017 JornadaNet.com y JORNADA son editados por Aurios S.R.L. en La Paz, Bolivia. Teléfono: 591 2 2407789 Fax: 591 2 2487487