Anapo plantea liberación total de la exportación de grano de soya

El presidente en ejercicio de la Asociación de Productores de Oleaginosas y Trigo (Anapo), Fidel Flores, dio a conocer la posición institucional respecto a la situación de los precios ofertados por el grano de soya producido en la campaña agrícola de verano 2018/2019, indicando de que están en desacuerdo con los bajos precios que están siendo ofertados por las agroindustrias, aprovechando que el grano ya se encuentra acopiado en sus silos.

«Consideramos que lo que ocurre actualmente habría sido evitado, si hubiese existido un precio de cierre por parte de las agroindustrias desde el inicio de la cosecha, y no como ocurre en los últimos cuatro años, en los que el productor viene entregado su producción a precio abierto», señaló el presidente de Anapo.

Liberación total de exportación

Flores manifestó que esta situación es consecuencia de la política errada que aún mantiene el Gobierno Nacional para el productor soyero, como es la prohibición a la exportación de grano de soya, la cual genera distorsiones en el mercado y en la fijación de un precio justo para los productores de soya.

«El no contar con la libre exportación de grano de soya ocasiona que los productores soyeros no tengan mayores opciones para la venta de su producción y puedan obtener un precio correcto, viéndose obligados a entregar el grano sin precio a las agroindustrias, para que recién lo cierren cuando ya se encuentra acopiado en sus silos y cuentan con una mayor ventaja de negociación», puntualizó.

Agregó que es momento de que el Gobierno Nacional de una vez brinde a los productores, condiciones adecuadas para mejorar la productividad y competitividad, ya que son quienes invierten y asumen los riesgos para asegurar la producción de alimentos para todos los bolivianos.

Añadió que «por eso planteamos al Gobierno que de manera urgente atienda nuestras demandas, relacionadas con la liberación total de la exportación de grano de soya, el acceso inmediato de nuevos eventos de biotecnología en soya, maíz y algodón y facilitar la reprogramación de deudas en el sistema financiero de los productores y proveedores de insumos y maquinarias», concluyó.