Bolivia reporta cuatro muertes por dengue en Caranavi y 260 casos confirmados

Bolivia confirmó ayer el deceso de una niña de 9 años como el cuarto caso cuantificado por un brote de dengue que afecta principalmente a la población subtropical de Caranavi, situada a 163 kilómetros de la ciudad de La Paz. Los casos confirmados son 260.

La menor «fue ingresada al Hospital de Caranavi con cuadro de dengue grave y posteriormente fue trasladada al Hospital del Niño (La Paz) donde se le produjo un paro (cardíaco)», aseguró el jefe nacional de Epidemiología, Vicente Gonzales, según un comunicado del Ministerio de Salud boliviano.

El deceso ocurrió casi llegada la medianoche del domingo, un día después de producirse la muerte de un varón de 44 años que también presentaba una etapa «muy avanzada de la enfermedad», refirió la misma fuente.

Gonzales manifestó que hasta el viernes de la semana pasada se tenía un registro de dos personas fallecidas, pero con esos últimos datos suben a cuatro los decesos.

Los otros dos casos corresponden a un niño de 5 y una mujer de 22 años, de acuerdo a un reporte ofrecido por la jefa de epidemiología del Servicio Departamental de Salud de La Paz, Alejandra Salas.

La especialista indicó que en dicha población del departamento de La Paz se analiza realizar una limpieza de criaderos del mosquito transmisor de la enfermedad.

De acuerdo con las autoridades nacionales de sanidad, hace tres semanas ingresaron al lugar quince especialistas para organizar la declaración municipal de emergencia, coordinar labores de saneamiento ambiental y la fumigación completa de la población.

Asimismo, el Ministerio de Salud movilizó a esa zona 35 médicos para el control vectorial, y adicionalmente envió a otros 19 galenos, quienes junto a la Brigada Cubana que dispuso de cuatro especialistas apoyaron en la atención a los pacientes que fueron picados por el mosquito Aedes Aegypti, transmisor del virus.

Gonzales explicó que se trabaja en seis componentes para el control del vector en esa zona: la declaratoria de emergencia municipal, saneamiento ambiental con la destrucción de más de 2.000 llantas y entierro de escombros, control vectorial que es la fumigación de 398 manzanos de los 400 identificados.

Además de la vigilancia epidemiológica que consiste en la búsqueda de casos de enfermos febriles, tarea que se efectúa con personal médico de Mi Salud, el fortalecimiento de la capacidad resolutiva del Hospital de Caranavi, y en coordinación con la Organización Panamericana de Salud se trabaja en el manejo de fluidos de pacientes con complicaciones de dengue grave.

Recomendó a la población que, de evidenciar síntomas como fiebre, dolor de cabeza, muscular o de articulaciones referirse inmediatamente a uno de los 19 establecimientos de salud de Caranavi.

El reporte de la Unidad de Epidemiología nacional estableció además que 767 casos de dengue se han presentado en el territorio boliviano y que 260 se produjeron en la localidad de Caranavi, de unos 14.000 habitantes.

El dengue es una enfermedad que se manifiesta con un malestar general, dolores de cabeza, fiebre y molestias musculares, que pueden derivar en cuadros hemorrágicos más complicados.

El insecto que provoca el mal se reproduce en esta época, de frecuente lluvia en las zonas cálidas de Bolivia, y para ello aprovecha cualquier espacio de agua estancada, como neumáticos abandonados, escombros o pantanos.