Camioneros demandan solución a constantes paros en Puerto de Arica

El ejecutivo de la Asociación de Transporte Internacional (Asociatrin), Marcelo Cruz, denunció ayer que alrededor de 2.000 unidades están paradas en Arica, Chile, debido a un nuevo paro del servicio portuario que impide que descarguen y carguen los contenedores, lo que ocasiona pérdidas económicas al comercio exterior de Bolivia. Mientras, el canciller Diego Pary anunció que presentará un reclamo a nivel internacional por los constantes problemas en la Terminal de Puerto Arica (TPA).

“La situación se ha tornado de crítica a insostenible porque no hay una respuesta efectiva y operativa con respecto a la liberación de todos los camiones que están detenidos últimamente en Chile, hemos visto que durante dos meses cada día han aumentado la cantidad y en estos últimos cinco días que ha parado el puerto, ha afectado a todos”, explicó el ejecutivo de Asociatrin.

Cruz denunció que las multas de las navieras se han incrementado de forma “abusiva” con el cobro de 2.600 dólares por camión por el retraso, en una “flagrante violación del Tratado de Paz y Unidad de 1904”.

La falta de fluidez en la atención del puerto ha provocado que varios camiones hayan demorado hasta 20 días en llegar lo que ha provocado que tengan que pagar fuertes multas a las navieras que retienen los contenedores, explicó.

Cruz dijo que este efecto puede ser multiplicador porque encarece los productos que son importados a Bolivia y de la misma forma las cargas que se exportan también pierden su valor y en algunos casos se arruinan, en especial alimentos perecederos.

Dijo que en la actualidad, la atención en el Puerto de Arica es lenta por el cambio de software en el sistema de identificación de contenedores que ha provocado que la atención de 300 camiones por día se reduzca a solo 16, lo que ha provocado una larga fila de espera.

Cruz señaló que en función a la carga, cada camionero pierde por día de retraso entre 100 a 180 dólares, aspecto que perjudica de forma directa al importador y al exportador.

Cancillería presentará reclamos

Por su parte, el canciller Diego Pary anunció ayer que presentará un reclamo a nivel internacional por los constantes problemas en la Terminal de Puerto Arica (TPA), en Chile, que generan perjuicios al comercio ultramarino boliviano.

Alrededor de 2.000 camiones con carga boliviana se encuentran varados en el puerto chileno, lo que provoca millonarias pérdidas económicas, reportaron dirigentes del transporte y empresarios.

“Vamos a hacer los reclamos correspondientes por este incumplimiento, porque lo que se está haciendo es incumplir una vez más el Tratado de 1904, respecto al libre tránsito que está claramente definido y establecido en el tratado”, indicó.

El Tratado de Paz y Amistad de 1904, en sus artículos 6 y 7, reconoce a favor de Bolivia y a perpetuidad el más amplio y libre derecho de tránsito comercial por su territorio y el acceso a los puertos del Pacífico.

Chile se aferra a ese tratado para no negociar una salida soberana al mar para Bolivia, que perdió una costa de 400 km y un territorio de 120.000 km2 tras una invasión chilena en 1879.

Los problemas en los puertos chilenos provocaron el año pasado una pérdida de al menos 100 millones de dólares para los empresarios y transportistas bolivianos, según informaron las autoridades.

Pary expresó su solidaridad y apoyo a los transportistas bolivianos que están varados en Arica, sobrellevando perjuicios económicos y “también por tener afectaciones en sus condiciones de vida”.