Cuatro expresidentes participan en reunión de estrategia post Haya

El presidente Evo Morales convocó a expresidentes y excancilleres a una reunión este lunes 17 de septiembre en la Casa Grande del Pueblo. Los expresidentes se reunirán a partir de las 11h00 con Morales.

El canciller Diego Pary confirmó que cuatro exmandatarios participarán este lunes, en la reunión con el presidente Evo Morales, para analizar el escenario post fallo de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya, junto a otras exautoridades del Estado.

El canciller informó que los expresidentes, Guido Vildoso, Jaime Paz Zamora, Jorge Quiroga y Carlos Mesa confirmaron su asistencia para analizar el escenario posterior al fallo de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) sobre la demanda marítima que se conocerá el 1 de octubre, a las 9:00, hora boliviana.

El presidente realizó la invitación el sábado, los exmandatarios Carlos Mesa y Jorge Quiroga comunicaron que aceptaron la invitación a través de su cuenta en Twitter, y Jaime Paz Zamora utilizó el mismo medio.

«Pese a la aguda confrontación nacional que existe en nuestro país, estaré presente el lunes 17 de septiembre en la reunión convocada por el presidente», escribió en su cuenta de Twitter.

Pary agregó que el expresidente Eduardo Rodríguez Veltzé, agente de Bolivia ante el CIJ, no participará de ese encuentro porque está fuera del país.

El jefe de la diplomacia boliviana consideró que el encuentro de este lunes será importante, ya que se escucharán las proposiciones, sugerencias y planteamientos de las exautoridades sobre la etapa post La Haya.

Adelantó que en los siguientes días el primer mandatario definirá la delegación que estará presente en el Palacio de la Paz de La Haya para la lectura de la sentencia.

Respecto a los exministros de Relaciones Exteriores, que también fueron convocados, el canciller señaló que no podrán asistir Antonio Araníbar, que vive en Costa Rica; Juan Ignacio Siles, que está en España; y Carlos Saavedra, que recibe atención médica en Santa Cruz.

Negociar de “buena fe” con Chile

De otra parte, el presidente Morales aseguró ayer, a dos semanas de la sentencia de la Corte Internacional de Justicia (CIJ) sobre la demanda marítima, que Bolivia está preparada para negociar de “buena fe” con Chile una salida soberana al océano Pacífico.

Bolivia demanda que su país vecino cumpla los ofrecimientos hechos a lo largo de la historia de negociar una salida soberana al mar, una cualidad que Chile le arrebató tras una invasión y guerra en 1879 “Bolivia siempre estará preparada para una negociación de buena fe y que se cumplan los compromisos ofrecidos por Chile por tantos años”, dijo Morales en un acto castrense realizado en Oruro.

El jefe de Estado ratificó que los argumentos de la demanda marítima boliviana contra Chile se sustentan en la verdad y en sólidos documentos históricos, geográficos y jurídicos, por lo que algunas autoridades chilenas muestran “nerviosismo” a pocos días de conocerse la sentencia de la CIJ.

En la antesala de la lectura de la sentencia de la CIJ sobre el caso “Obligación de Negociar”, fijada para el 1 de octubre, Morales informó que sostendrá reuniones permanentes para encarar la etapa post fallo de La Haya.

Debemos estar “movilizados con humildad, con serenidad, pero también con seguridad. Digo con seguridad, porque estamos con la razón y la verdad para recibir el fallo correspondiente”, manifestó.

Racionalidad y “criterios sanos”

Mientras. el ministro de Justicia, Héctor Arce, expresó su confianza en que la racionalidad y los “criterios sanos” imperarán en Chile para conciliar con Bolivia una salida soberana al océano Pacífico.

“Estoy absolutamente confiado en que la racionalidad ha de imperar en este tema y estos criterios sanos y correctos son los que finalmente van a expandirse en las autoridades de Chile. Esperemos que este fallo abogue por el diálogo, la conciliación y la negociación”, dijo en una entrevista con medios estatales.

La autoridad se refirió a las declaraciones del exembajador chileno Carlos Parker, quien exhortó al Gobierno de Sebastián Piñera a acatar y cumplir el fallo de la Corte de La Haya sobre la demanda marítima de Bolivia, cualquiera que sea la sentencia.

Arce consideró que tanto Bolivia como Chile deben “caminar juntos” en el cumplimiento de la sentencia del máximo tribunal de la ONU con el fin de buscar una solución pacífica a las controversias que mantienen por más de 100 años.

Bolivia se alista para negociar de “buena fe” una salida soberana al mar, mientras que Chile adelantó que defenderá la integridad de su territorio y que el presidente boliviano Evo Morales no conseguirá nada de lo que prometió a su país.

“Auguremos que cambie de actitud, que sea mucho más proactiva para la solución de este tema, muy al margen de algunas actitudes incorrectas por autoridades del vecino país”, agregó Arce.

Además, hizo votos para que el criterio “negativo” de algunas autoridades chilenas no se “enraíce” y que prevalezca el criterio “racional y lógico” para dar cumplimiento al veredicto de La Haya.

Por otro lado, Arce pidió a los bolivianos aguardar ese fallo con mucha tranquilidad y serenidad.

“A partir de 1 de octubre debe empezar una nueva era de entendimiento, de relaciones diplomáticas, de complementación y donde los derechos se ejerzan y las dos naciones puedan cerrar las viejas heridas de más de 100 años”, concluyó.