Familiares de tragedia de Chapecoense firman para acceder a fondo humanitario

Un primer grupo de familiares de víctimas de la tragedia aérea del club brasileño Chapecoense, ocurrido en 2016, firmó unos documentos para acceder a los recursos del fondo de asistencia humanitaria, informó hoy una aseguradora boliviana.

La firma internacional de abogados Clyde & Co informó que un primer grupo de familiares de víctimas del accidente firmaron los documentos transaccionales para acceder a estos recursos económicos, de acuerdo con un comunicado de Bisa Seguros y Reaseguros S.A., entidad contratada por la aerolínea LaMia, protagonista del suceso.

En el comunicado no se especifica la cantidad de personas que firmaron ni el monto de dinero que les corresponde.

“Grupos de familias de los pasajeros sobrevivientes y fallecidos se han acogido y continúan haciéndolo a este Fondo Humanitario que funciona en el Brasil”, expresa el comunicado.

Además, la aseguradora espera que otras familias damnificadas por ese trágico hecho se adhieran y firmen la documentación para “ser beneficiarias del fondo”.

“Cualquier familia afectada que confirme su deseo de firmar, tendrá hasta el 28 de marzo de 2019 para firmar los documentos transaccionales”, manifiesta el boletín.

Bisa estableció un fondo humanitario para pagar un monto a las familias afectadas, pero al aceptar este pago los familiares pierden el derecho de poder procesar a los eventuales responsables en el futuro.

Según el comunicado, la operación de este fondo demuestra que “las familias de los pasajeros sobrevivientes y fallecidos no tienen que enfrentar procedimientos engorrosos, incurrir en gastos significativos o retrasos a través de litigios”.

El 28 de noviembre de 2016, un avión de la aerolínea boliviana LaMia, en el que viajaban futbolistas y dirigentes del Chapecoense, además de periodistas, desde Bolivia hasta Colombia, se estrelló cerca de la ciudad colombiana de Medellín, tras quedarse sin combustible.

En el siniestro murieron 71 de los 77 pasajeros del avión y sobrevivieron tres futbolistas, dos tripulantes y un periodista.

En octubre, una comisión de la Asociación de Familiares y Amigos de las Víctimas del Vuelo Chapecoense llegó a Bolivia en busca de conocer a fondo la investigación e indemnización a las familias.

En ese momento, los familiares se lamentaron por no encontrar las respuestas a sus preocupaciones.

El año pasado, el Chapecoense demandó indemnizaciones por la tragedia y la aseguradora alegó ante la Justicia que la póliza no estaba en vigor por impago y que no cubría vuelos a Colombia.

Las autoridades bolivianas consideraron posteriormente válida la póliza y que la aseguradora estaba obligada a las indemnizaciones.