García Linera ofuscado por rechifla en el estadio Félix Capriles

Con motivo de la clausura de los juegos ODESUR en el estadio Félix Capriles, de la ciudad de Cochabamba, los asistentes, calculados en unas veinte mil personas, al ver la presencia del vicepresidente Álvaro García Linera lo rechiflaron y repetitivamente coreaban el estribillo, que ya se toma como decisión popular, “Bolivia dijo No, Bolivia dijo No” y a su salida del estadio fue interceptado por grupos de activistas de Cochabamba de las plataformas SOS y “Todos Somos Bolivia”, haciendo flamear la tricolor boliviana enrostrándole que Bolivia dijo No a su re postulación, el dignatario de Estado se mostró ofuscado por lo que acontecía toda vez que él acudió a la clausura de dicho evento deportivo internacional.

En previsión de lo que podría ocurrir y ocurrió, el Ministerio de Deportes -según versión de los jóvenes de SOS y Todos Somos Bolivia-, habría otorgado unas cinco mil entradas para que asistan militantes del MAS, pero estos al ver que la multitud coreaba con ímpetu se mantuvieron callados y no apoyaron ni dentro ni fuera del estadio a García Linera.

Los jóvenes líderes de las plataformas citadas expresaron, “lo único que estamos haciendo es recordarles a los dos mandatarios, Evo Morales Ayma y Álvaro García Linera, el mandato popular nacional del 21F, cuando con absoluta mayoría nacional, los bolivianos rechazaron la modificación del Art. 168 de la Constitución Política del Estado y a la pregunta elaborada por el Tribunal Supremo Electoral validado por Tribunal Constitucional Plurinacional. En sentido que si se apoyaba la reelección o postulación de los citados (actuales mandatarios), el pueblo, los bolivianos, dijimos No a dicha repostulación y reelección, de igual manera se lo hará en todos los actos al que asistan dichos personas, sea a nivel nacional o internacional, porque la Constitución Política del Estado tiene que respetarse y no es un derecho humano eternizarse en el poder, que anularía la presencia de nuevas generaciones, jóvenes, como mandatarios de Bolivia, no estamos dispuestos a que se postergue el derecho de las nuevas generaciones, varones y mujeres, a ser candidatos a la Presidencia, Vicepresidencia, senaturías, diputaciones, ministros y otras funciones de servidores públicos. Eso les recordamos, no nos inmiscuimos en sus políticas retrógradas que otorgan a las transnacionales mejor derecho que a los trabajadores bolivianos. Tampoco aceptamos que sin renunciar a sus funciones sigan haciendo gala de gastar millones de bolivianos en propaganda para mantenerse en el cargo, no aceptamos situación de privilegio a quienes quieren perpetuarse sin renunciar al cargo por lo menos seis meses antes de las elecciones, es intolerable y seguiremos en nuestras posiciones de bolivianos al servicio de Bolivia”, enfatizaron.