La nueva línea Morada del teleférico une a La Paz y El Alto en ocho minutos

APG

Una nueva línea del teleférico, inspeccionada ayer por el presidente boliviano, Evo Morales, está lista para iniciar sus operaciones y unir en ocho minutos el centro de La Paz, la capital administrativa de Bolivia, con el de su vecina El Alto, la segunda ciudad más poblada del país.

Durante un recorrido por la Línea Morada de ese medio de transporte, la tercera que une las urbes de La Paz y El Alto, el mandatario apuntó que se trata de una infraestructura que además de útil, permite apreciar la belleza paceña.

El mandatario recorrió el nuevo ramal bajo el apelativo de “primer pasajero”, junto al gerente ejecutivo de la empresa estatal de transporte por cable Mi Teleférico, César Dockweiler.

La ruta inspeccionada por el jefe de Estado, será la más veloz de la red de teleféricos y conectará en ocho minutos el Faro Murillo, en El Alto, con la Avenida del Prado, en La Paz, refiere un informe de esa empresa estatal.

En una comparecencia ante los medios, Dockweiler destacó que el nuevo ramal “va a ahorrar a los usuarios de La Paz y El Alto más de cuarenta minutos en su trayecto” en tráfico rodado.

El ejecutivo de la empresa estatal señaló que usualmente el recorrido entre ambas ciudades se lo realiza en no menos de cincuenta minutos, en el caso de utilizar únicamente el transporte público en microbús o similar.

A su turno, el presidente Morales destacó que se trata de “una línea más para La Paz”, en referencia a la que se convertirá en la octava del teleférico más alto y extenso del mundo, que cuando esté finalizado en 2019 sumará alrededor de 32 kilómetros de recorrido.

“Estamos cumpliendo con el sueño del pueblo paceño y esta línea es algo especial”, apuntó Morales.

La Línea Morada, como se conoce por el color de sus cabinas y de su infraestructura, es la segunda que llega hasta el centro de La Paz y servirá para aliviar la congestión de tráfico que genera el permanente movimiento de los habitantes de ambas urbes.

El nuevo ramal tiene una estación en La Paz y dos en El Alto y se prevé comience a operar en la primera quincena de septiembre.

En la actualidad, son siete las líneas en funcionamiento: la Roja, Verde, Amarilla, Azul, Naranja, Blanca y el primer segmento de la Celeste.

El teleférico comunica La Paz, ubicada a unos 3.600 metros de altura en las laderas de los Andes, con El Alto, a cerca de 4.000 en el altiplano, que suman entre ambas cerca de dos millones de habitantes de los alrededor de once millones que tiene Bolivia.

La empresa celebró el pasado abril haber transportado unos 125 millones de pasajeros desde que en 2014 abrió el servicio.