Ley de Incentivos viabilizó exploración de hidrocarburos en Bolivia

La Ley de Incentivos viabilizó proyectos de exploración con una inversión de cuatro mil 318 millones de dólares, anunció ayer el viceministro de Exploración y Explotación de Hidrocarburos de Bolivia, Carlos Torrico.

Torrico argumentó que se tuvo la capacidad de conseguir nuevas inversiones en un escenario de precios adversos, que beneficiarán directamente a la Gobernación, Municipios y a la Universidad del departamento de Tarija, en corto y mediano plazos.

Según el Ministerio de Hidrocarburos, con esta Ley se consolidaron proyectos en los pozos de Los Monos/Aguaragüe, Jaguar-X6, Iñiguazu y Boyuy, además de los de Caigua, Sábalo y Caipipendi, con una inversión asociada de aproximadamente 400 millones de dólares.

El funcionario desmintió las informaciones difundidas por algunos medios de prensa, los cuales refieren que con esta Ley se le quita el 12 por ciento a instituciones de la región, equivalente a 56 millones de dólares, lo cual no es cierto, aseveró.

“Cuando se habla del 12 por ciento, se habla del porcentaje con respecto al total a nivel nacional, es decir, de las nueve gobernaciones, de los 339 municipios y de todas las universidades del país”, precisó Torrico.

Asimismo, lamentó que las autoridades departamentales no tengan la capacidad de desarrollar proyectos productivos fuera del sector hidrocarburos.

“En los últimos tres años, el departamento de Tarija recibió por Renta Petrolera mil 011 millones de dólares y, curiosamente, por tercer año consecutivo registró un crecimiento económico negativo”, ejemplificó.

Resaltó que Tarija tiene todo el potencial para consolidarse como un gran polo de desarrollo, a través del Gasoducto Villamontes-Tarija y la interconexión de la Termoeléctrica del Sur, en pos de poseer un gran parque industrial.

Lamentó también, que las autoridades de la gobernación tengan un doble discurso, al quejarse de la falta de dinero y de inversiones, toda vez que se oponen a los 682 millones de dólares de inversión en áreas como San Telmo Norte y Astillero.

Esto generaría una Renta Petrolera de ocho mil 915 dólares y cerca de los mil 800 millones para Tarija, afirmó Torrico.

Los efectos de la Ley de Incentivos permitirán que el departamento de Tarija reciba aproximadamente un promedio de 34 y 38 por ciento adicionales por concepto de Impuestos Directos de Hidrocarburos y Regalías, respectivamente, en el período comprendido entre el 2018 y 2021, refirió el viceministro.