Mesa pide incluir en investigación sobre narco a ministro Romero

APG

El expresidente Carlos Mesa anunció ayer que ha pedido a la Fiscalía incluir al ministro de Gobierno, Carlos Romero, en la investigación por el caso de supuestos vínculos de policías con el narcotráfico.

Mesa (2003-2005) dijo a los medios en La Paz que ayer presentó ante la Fiscalía de la región oriental de Santa Cruz un pedido «para que se amplíen las investigaciones del caso del excoronel Gonzalo Medina» y «se incluya en la investigación al ministro de Gobierno, Carlos Romero».

«Que se plantee una investigación sobre sus actuaciones con relación a la autoridad que le dio al excoronel Medina, al nombramiento que le dio, la máxima responsabilidad de la Fuerza Especial de Lucha contra el Crimen en Santa Cruz», explicó.

El también candidato a la Presidencia ha solicitado además que la «principal testigo de esta ampliación de la investigación» sea la diputada oficialista Susana Rivero, quien ha denunciado que Mesa recibió 30.000 dólares de Medina en 2009.

«Esa diputada ha afirmado, para acusarme a mí, que era evidente que el año 2009 el excoronel Medina estuviera vinculado con el narcotráfico para poder justificar las ‘preguntas’ que ella se hace sobre una transacción que fue absolutamente transparente», manifestó.

Medina es investigado por los presuntos delitos de encubrimiento, asociación delictiva y confabulación, en un proceso por supuestos vínculos con Pedro Montenegro, buscado desde 2015 por Interpol a pedido de Brasil acusado de narcotráfico.

El gubernamental Movimiento al Socialismo (MAS) afirma que hay irregularidades en el depósito que Medina hizo a Mesa, mientras que el expresidente asegura que fue parte del pago recibido por la venta de un departamento que pertenecía a sus padres.

Recurso de incompetencia para no declarar

Mesa se refirió al tema tras presentarse ante el Ministerio Público por una citación vinculada con la investigación de supuestos sobornos de la empresa brasileña Camargo Correa en obras de carreteras del Servicio Nacional de Caminos, ya desaparecido.

Según el exmandatario, se ha explicado a la fiscal Makerlin Zambrana que «ella no puede desprender de manera arbitraria de un caso que tiene un objetivo específico, la investigación sobre el caso Camargo-Correa, una investigación independiente por eventual sospecha de movimientos irregulares en cuentas bancarias».

La fiscal Zambrana precisó que Mesa presentó un memorial argumentado no competencia del Ministerio Público, porque considera que debería ser sometido a un juicio de responsabilidades por su condición de exmandatario.

«En este caso no investigamos a las personas en calidad de exmandatarios, sino estamos investigando los movimientos sospechosos inusuales reportados», explicó la Fiscal.

Zambrana indicó que, a pesar de que los fiscales le explicaron a Mesa que se rigen por las normas y procedimientos, no aceptó declarar y ratificó que no reconoce la competencia de la Fiscal.

Acotó que, a pesar de esa negativa, la Fiscalía seguirá con la investigación de los movimientos inusuales y sospechosos que se detectaron y anunció que citará a declarar a otras personas, entre ellos, exautoridades de los gobiernos de Gonzalo Sánchez de Lozada, Carlos Mesa y Eduardo Rodríguez Veltzé.

Mesa señaló que para citarle a declarar por supuestos movimientos irregulares en cuentas bancarias se tendría que abrir otra investigación, indicó.

El abogado de Mesa, Carlos Alarcón, explicó que una convocatoria a declarar por el caso Camargo Correa solamente la puede efectuar la Fiscalía General del Estado, no los fiscales departamentales.

Mesa remarcó que está dispuesto a declarar cuando se le convoque «adecuadamente».

El expresidente sostuvo que la acusación en su contra «es una vulgar cortina de humo del Gobierno» para «desviar la atención» de la «dramática crisis» por la corrupción en las instancias gubernamentales.