Ola de críticas contra Cárdenas por proponer armar a las mujeres

El candidato presidencial y exvicepresidente de Bolivia Víctor Hugo Cárdenas propuso ayer “abrir el debate” para que las mujeres puedan portar armas para su defensa contra la violencia. Esta propuesta generó una ola de críticas de opositores y oficialistas.

“¡Abramos el debate sobre el derecho de las mujeres al porte de armas! tanto abuso contra las mujeres no debe seguir”, escribió el candidato por Unidad Cívica Solidaridad (UCS) en su cuenta de Twitter.

Cárdenas añadió que se deben difundir “opiniones y argumentos” al respecto, pero no “argucias como lo hacen quienes hicieron de los derechos de las mujeres un apetecible medio de vida”.

El exvicepresidente difundió el pasado viernes un vídeo en redes sociales por el Día Internacional de la Mujer en el que hacía referencia a esta propuesta para que las mujeres utilicen las armas en defensa propia y así “garantizar su seguridad física, sus vidas, la de sus hijos y de sus familias”.

“Las buenas intenciones ayudan, pero no son suficientes, pensemos en soluciones radicales frente a tanto abuso”, remarcó Cárdenas.

El mensaje finaliza con el planteamiento de que los hombres y mujeres deben ser “compañeros de lucha” y no “adversarios o competidores, menos opresores”.

Por su parte, el presidente de la Cámara de Diputados de Bolivia, Víctor Borda, manifestó que la propuesta de Cárdenas es “ilógica e irracional” y está “alejada de la realidad”.

El diputado del oficialista Movimiento Al Socialismo (MAS) sostuvo que sería volver a la “ley de Talión” y al “ojo por ojo, diente por diente”, que en esta época ya son “conceptos triviales”.

Borda puntualizó que más bien se debería pensar en “viabilizar las propuestas del presidente Evo Morales” y que las universidades y los colegios tengan una asignatura sobre esta temática.

Mientras, el legislador de oposición, Wilson Santamaría (UD), calificó las palabras de Cárdenas como “tremendamente irresponsables”.

“Es una estrategia electoral similar al del presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, pero que no funcionará”, acotó Santamaría, “pone en evidencia su falta de creatividad”, puntualizó.

Sobre la misma propuesta de Cárdenas, la diputada Shirley Franco, jefa de bancada de UD, manifestó que “la violencia no se combate con más violencia” y apuntó a una de las principales causas de los feminicidios como la impunidad.

“Demagogo e irresponsable”

Por su parte, El ministro de Gobierno, Carlos Romero, calificó de “demagogo e irresponsable” al candidato Cárdenas.

“Está perdido, no tiene idea de lo que es la seguridad ciudadana, es una demagogia irresponsable que expresa carencia de propuestas e improvisación”, añadió.

El Ministro de Gobierno dijo que convocar a la gente a armarse, revela improvisación del candidato.

A su juicio, los factores que debe controlar un Estado para que no se active la violencia en la sociedad es el consumo de alcohol, de sustancias controladas y el uso indiscriminado de armas.

“Sociedades que promovieron el uso de armas, después han tenido problemas muy graves, como el caso de Estados Unidos, donde son muy frecuentes las balaceras, desgracias, tragedias que se producen en escenarios públicos; universidades, colegios y distintos espacios”, complementó.

“Decir que hay que distribuir armas para defenderse de los varones que golpean a las mujeres es irresponsable”, enfatizó.

El viceministro de Seguridad Ciudadana, Wilfredo Chávez, coincidió en calificar esa propuesta de demagógica, de un candidato que no figura en las encuestas de intención de voto.

“No bajaremos índices de violencia dando armas a la gente, es propuesta demagógica, son argumentos para tratar de buscar rédito político y salir a la luz pública, lamentamos”, señaló.

El pasado viernes el presidente de Bolivia anunció nuevas medidas legales para frenar la violencia contra la mujer, que se espera que sean presentadas esta semana, en las que propone reorganizar los juzgados y que las plataformas de mujeres puedan acompañar los procesos penales relacionados a esta problemática, entre otras.

En el marco de estos anuncios, el ministro de Gobierno de Bolivia, Carlos Romero, presentó ayer el “Sistema de registro y alerta Adela Zamudio”, una herramienta informática que ayudará a la Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia para hacer seguimiento de las denuncias de violencia contra mujeres.

Romero precisó que aproximadamente el 90 por ciento de las denuncias en 2018 de violencia contra la mujer fueron por violencia intrafamiliar y sexual.

El ministro subrayó que la pasada gestión hubo 37.878 casos de violencia contra las mujeres en el país, de los cuales 32.058 fueron de violencia familiar o doméstica, 1.549 casos de abuso sexual y 1.370 denuncias de violaciones.