Prevén que unos 8.000 choferes comiencen a jubilarse a fin de año

El ministro de Economía y Finanzas, Mario Guillén, informó que los choferes aportarán para su jubilación un porcentaje adicional en el pago de combustible, que será guardado en un fondo común, para la renta de los transportistas. Al menos 80 mil choferes están registrados para el sistema de pensiones y prevén que unos 8 mil estén jubilándose a fin de año. Descartó un incremento en el precio de los pasajes.

Un primer grupo de 8.000 transportistas cuya edad supera los 60 años se prevé que comenzará a jubilarse a partir de fin de año, con una renta de 725 bolivianos, además del aguinaldo, sostuvo Guillén.

“Prevemos que los primeros de estos transportistas de más de 60 años les demos cerca a fin de año, haciendo todos los aportes y podamos a fin de año comenzar a jubilarlos”, indicó en entrevista con medios estatales.

El viernes, el presidente Evo Morales firmó el Decreto Supremo 3578 que establece la creación de un “Fondo Complementario de Jubilación para el Transporte Público”, luego de años de trabajo y consenso con los trabajadores del volante.

Guillén explicó que ese primer grupo recibirá su jubilación sin haber aportado al fondo debido a que su edad no lo permite; sin embargo, los transportistas más jóvenes serán los encargados de sostener el pago de sus rentas en el marco del principio de “solidaridad”.

“El tema del consenso fue importante, nos encontramos con una voluntad de aportar y con peculiaridades de jubilar a gente de más de 60 años, y esta solidaridad era sorprendente porque todos pensamos de manera individual”, dijo.

El ministro manifestó que un segundo grupo de choferes es aquel que se encuentra entre 52 y 60 años de edad, que suma cerca de 13.000, quienes realizarán los aportes que les permita el tiempo; mientras que un tercer grupo, formado por la mayoría, es el que está en labor y deberá cumplir al menos con 10 años de aportes.

Señaló que a la fecha se tienen 80.000 choferes inscritos, lista que se podrá actualizar cada mes, y aclaró que ser parte del sistema de aportes para la jubilación no es obligatorio.

El Ministro indicó que se uniformó el aporte que harán los transportistas por el combustible que requieran y se definió que cada chofer tendrá la misma cantidad de recursos en su cuenta individual.

“Cada vez que ellos van a ir a cargar gasolina lo que va a hacer el surtidor de gasolina es decirle: señor usted tiene que aumentar esto más para el sistema de pensiones. No es que esté subiendo el costo de la gasolina sino solamente que cuando ellos vayan a cargar gasolina por cada litro le van a decir: señor usted tiene que aportar tanto para su pensión”, explicó Guillén.

Complementó que en los surtidores se hará la retención, por litro de gasolina que cargué el transportista debe aportar para su pensión 64 centavos, el que cargue diésel 31 ctvs. y por cada m3 de gas 80 ctvs. Estos recursos irán a una bolsa común que serán destinados para la renta del sector.

Guillén dijo que acordaron con los choferes una distribución solidaria e igualitaria de este dinero, porque hay tres grupos en este sector: unos que pasaron los 60 años, otros que están entre 52 a 60 años y no les alcanza tiempo para aportar por 10 años y un tercer grupo de personas que tienen edad para cumplir con los aportes.

La solidaridad está en que los del tercer grupo aportarán a la bolsa común no solo para ellos sino para beneficio de los integrantes de los dos primeros grupos.

Son al menos 30 mil transportistas registrados para este beneficio, de esa cantidad 8 mil tienen más de 60 años, 13 mil están entre 52 a 60 años y 60 mil tienen edad menor a los 50 años.

Finalmente, señaló que en los siguientes meses se trabajará en adecuar el sistema de la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH) para que emita una factura que considere el monto del aporte, además en recibir la lista de las placas de vehículos que serán pasibles al pago adicional.